UNDERWATER
Mundo sostenible

5 pequeños gestos que ayudan a proteger nuestros océanos

¿Sabías que más de la mitad del oxígeno de la tierra es producido por unas pequeñas plantas unicelulares de la superficie del océano llamadas fitoplancton?

A menudo hablamos del oxígeno producido por los árboles y las plantas y nos olvidamos que el fitoplancton es el mayor productor de oxígeno de la tierra. Estas pequeñas plantas microscópicas se alimentan de los nutrientes que vienen del fondo del mar y crecen a través de la fotosíntesis, lo que significa que convierten el CO2 usando la energía del sol y liberan oxígeno.

Fitoplancton visto al microscopio.

Fitoplancton visto al microscopio.

Desafortunadamente, el fitoplancton está en peligro debido al cambio climático, ya que esta especie prefiere el agua fría y, a medida que los océanos se calientan, su población disminuye. La migración del fitoplancton a aguas más frías podría afectar la vida marina del sistema marino ya que el fitoplancton es la base de la cadena alimenticia: es consumido por el zooplancton, que a su vez, es el alimento de los peces pequeños y otros animales; por lo tanto muchas especies podrían morir de hambre.

Además, los océanos se están viendo afectados al recibir anualmente millones de toneladas de desechos plásticos. Quizás no nos damos cuenta ya que no lo vemos, pero existe una isla de basura en el océano Pacífico, es la mayor concentración de desechos marinos del mundo: se estima que es de 1,6 millones de km2, alrededor de tres veces el tamaño de Francia, o dos veces el tamaño de Texas, y sigue creciendo.

Muchos de estos desperdicios que llegan a los océanos son colonizados por microbios, algas, plantas y pequeños animales, lo que genera un aroma que atrae a otros  animales marinos, incluyendo tortugas, ballenas o incluso aves, haciéndoles creer que toda esta basura es en realidad comida. Por lo tanto, ellos se los comen y por consecuencia nosotros All Poststambién. En un reciente estudio de la Universidad de Newcastle en Australia han encontrado que en promedio, la gente ingiere 5 gramos de plástico cada semana, o 2.000 micro partículas de plástico. ¡Esto equivale a comerse una tarjeta de crédito cada semana!

microplastics

You are drinking a credit card of plastic every 2 weeks!

En conclusión, ¡es importante proteger nuestros océanos! Por esto te dejamos nuestro top 5 de Easy Eco Tips para proteger nuestros océanos y nuestra tierra.

 

  1. Reduce tu huella de carbono para frenar el calentamiento global y mantener la temperatura del agua: hay muchas maneras de reducirla, no importa qué tan pequeña sea la acción todo suma. Algunos ejemplos son: utiliza la bicicleta como medio de transporte, reduce la ingesta de carnes, consume producto de cercanía y de temporada, desconecta los aparatos electrónicos mientras no los uses, etc.
  2. Nunca tires las colillas de cigarrillo al suelo: si eres fumador utiliza un cenicero portátil. Es del tamaño de un llavero y es muy práctico. Las colillas son el artículo más recogido en las playas del mundo. Cada año se fabrican 5,6 billones de cigarrillos en todo el mundo y la mayoría vienen con filtros que contienen acetato de celulosa, una forma de plástico que puede tardar una década o más en descomponerse.
  3. No tires nada más que papel en el inodoro. Los artículos como lentes de contacto, bastoncillos de algodón, almohadillas desmaquilladoras, tampones, toallitas para bebés se tiran muy a menudo en el inodoro sin embargo, estos no son biodegradables y debido a que son pequeños y no son filtradas por las plantas de tratamiento de agua y generalmente terminan en el mar.
  4. Impide que las microfibras terminen en el océano: elige ropa sostenible hecha de fibras naturales. Y al lavar la ropa que ya tienes usa bolsas diseñadas para capturar las microfibras en la lavadora. Lava tu ropa a baja temperatura y reduce la velocidad de centrifugado en tu lavadora así reducirás la cantidad de microfibras que se liberan en el agua.
  5. Y con toda la basura que ya está en la calle y que seguramente terminará en el océano, toma un minuto al día para recoger un trozo de basura de camino a donde vayas. Salvarás que este pedazo de basura sea llevado por el viento o la lluvia y eventualmente termine en el océano, la naturaleza o comido por los animales. Imagina si todos recogieran una sola pieza de basura cada día durante un año, ¡qué gran impacto tendríamos todos!

¡Pruébalo, verás lo bien que se siente! Es muy poco esfuerzo para un gran impacto, y una satisfacción aún mayor. Si buscas productos “eco-friendly” no olvides visitar nuestro EasyEcoMarket y si quieres más ideas para ser más sostenible, visita la pagina web de EasyEcoTips www.easyecotips.com/es y encuentra cientos de claves y artículos para reducir tu impacto de manera sencilla.